Seguidores

16 jul. 2009

Otro día en el mar de Santa Teresa

Hoy en solitario



Como un inmenso mar es este gran embalse y hoy más aún debido al fuerte oleaje que llegaba hasta la orilla.



El viento no era muy fuerte, pero soplaba en mi contra.

Pero no fue impedimento para la práctica de la pesca.
Los barbos hoy, superaron con creces a las carpas.
Pero también hubo algunas que se desayunaron alguno de mis escarabajos.
Alguna bonita imagen de la reciente salida del sol a mi espalda.
La mejor opción para localizar los peces en actividad y lanzarles la mosca desde muy lejos,
de lo contrario se ahuyentarán con el sonido del carrete o el vuelo por encima de sus cabezas de la linea antes de ser posada.
En fin una jornada más de las que se recuerdan y perduran en la memoria.


.-

No hay comentarios: